Redadas policiales racistas e ilegales.

30 sept. 2011

Jueves 29 de septiembre de 2011.

Llego a la estación de autobuses de Vigo a las 11:00 am para cojer un autobús que me lleve de vuelta a Ourense. Éste saldría a las 11:30 am. Mientras espero, allí se congrega gente de todos sitios, porque esta estación tiene una línea directa con el aeropuerto de Oporto, la cual tiene mucha demanda por los vuelos de Ryanair.
Recordar que la zona donde se embarca está llena de colillas de cigarrillos. Allí fuma todo el mundo, cosa extranha ya que aún siendo una planta baja con aberturas laterales enormes que dan a la carretera, está prohibido. Yo me fumo un cigarro apartado del resto de la gente, cerca de la carretera donde no hay prohibición, pero veo a varias personas que sí fuman en la zona prohibida.

A los 5 minutos aparece una pareja del CNP, un hombre y una chica que bajan por las escaleras controlando. Mientras pasean, se fijan mucho en la gente, pero nadie les llama la atención como para pararse a pedir identificación. Aparece otro policía nacional sólo, y mientras baja por las escaleras, la anterior pareja ya se ha encaminado hacia un par de africanos que están sentados a varios metros del resto de gente. Se acercan y allí se quedan hasta que tomo el autobus y me voy (20 minutos con ellos mínimo). El otro policía también se une a la identificación de estas personas.


La gente que está a mi alrededor no para de mirar el espectáculo. Mucha gente no esconde su malestar. Otros se sientan y contemplan como si del cine se tratara.

(continúa)

Una conductora de autobús se acerca mientras me agazapo tras un basurero para que no me vea la policía sacar fotos, me pregunta si soy periodista, y me cuenta que "es normal que vengan a por ellos, porque suelen venir a fumar". Yo le comento que no es normal que vayan directamente a por ellos cuando han visto que había más gente fumando. Pero es lo que ella piensa, aunque no lo sabe con claridad. "Siempre vienen a por los negros, pero yo creo que es porque estaban fumando. El otro día se llevaron a un par".


Mientras me subo al autobús, y sin quitar la mirada sobre la policía y su bochornosa actuación, sigo haciendo fotografías desde mi asiento, y veo como uno de los policías se percata de mi presencia, y me dedica una sonrisa un tanto hipócrita, sabedor de lo que hago, pero sin importarle en absoluto. Supongo que si quisieran, podrían haberme hecho borrar las fotografías, no es nuevo el proceder que se gastan algunos iluminados del cuerpo nacional de policía.

Sobre estos casos, existe un trabajo extensísimo de los foteros Edu León y Olmo Calvo del periódico Diagonal: "Fronteras Invisibles" pone en primer plano a los afectados sobre el secretismo y silencios policial y gubernamental existente a la hora de estos controles selectivos y que bajo la segregación para realizarlos, crean un patrón de actuación totalmente racista con un cupo de detenciones diarios a cumplir por la policía, todo ésto varias veces negado por el ministro de interior Alfredo Pérez Rubalcaba (a día de hoy reconvertido a candidato a la presidencia estatal por el PSOE).

*Publicado en Diagonal: Control discriminatorio.

Publicar un comentario

  © Plantilla On The Road por Ourblogtemplates.com Fotografías y textos (excepto otros créditos) por © © Oscar Pinal 2014

Back to TOP