Manipulación mediática.

14 sept. 2011

La manipulación en fotografía existe, está claro. Lo jodido es que uno pueda diferenciar la creada malintencionadamente de la que existe o se crea sin fines tan pedantes.

Esta fotografía está tomada con toda la mala-intención por un servidor.

Podemos manipular con una cámara, aprovechando efectos que se producen componiendo, por el ángulo de visión o perspectiva, como con el comportamiento y los efectos de las longitudes de onda de la luz, como por nuestro propio organismo que si no está en perfecta consonancia con el resto de sentidos suele percibir de forma diferente.

Pero también existe la manipulación creada, artificial, con trampa, la que busca confundir, crear opinión, a favor o en contra de hechos, la que tiene un fin claro, fabricada por alguien que busca obtener algo con ella, la que oculta partes de un todo que conforman un contexto general.

(Continúa)

Esta última, cuando se junta con algo tan sagrado como debería ser un medio de comunicación, en donde la función principal (o eso creíamos muchos) es la de informar fielmente a quien lee sobre qué ocurre, cuándo ocurre, cómo ocurre y por qué, produce algo que en muchos ya empieza a ser un sentir común: Fraude.

Los medios nos defraudan cuando faltan a la verdad, cuando una persona quiere imponer su visión ( o pensamiento único) de los hechos a todos los que consumen su periódico, TV, radio... Y nos defraudan en sobremanera cuando son cazados, porque si no logramos ver la otra cara de la moneda, el fraude cuela, y nos lo tragamos hasta el fondo.

A mi ver, CCOO y UGT se quejan de su propia negligencia. 
Pues así lo reflejo en la fotografía superior: Contra Eu (Contra mi). 
Descontextualizo su lema y el momento por completo si no muestro la inferior.
Son juegos de palabras, pero son una manipulación de la realidad que no informa.
Sólo emiten mi opinión.

El veintisiete de agosto, salía publicada una información en el diario de tirada nacional El Mundo sobre la manifestación ocurrida en Bilbao, y a la que se le ilustraba con una fotografía de dudoso valor informativo. El titular también se las traía. Aunque curados de espantos, los que compran un periódico así ya saben lo que obtienen.

Un blog conocido como "Academia de Vaders" lo sacaba a la luz, o al menos, lo compartía con más gente. Las respuestas y reacciones sobre el tema fueron tantas, que en pocos días, la noticia fue trending topic de la red social Twitter.

El director actual del diario, Pedro J. Ramirez, afligido por las respuestas de la gente, declara a los medios que la fotografía en cuestión no miente, que "pocas veces una foto reflejó tan bien la realidad como ese encuadre de las letras ETA dentro de un lema abertzale que escandaliza a algunos" y que si por él fuera, la misma sería merecedora de recibir un premio Pulitzer.

Vamos, lo mismito que las fotografías de Chris Hondros (DEP), Tyler Hicks, Kevin Carter (DEP), David C. Turnley, Sebastiao Salgado, o de foteros ganadores de premios parecidos que valoran la información que ocurre en zonas donde la vida no vale nada o en situaciones que pocos tendremos la suerte de ver (mejor de lejos) tanto para el retratado como para el que retrata. 
Gente como Finbar O´Reilly, Eddie Adams, Nick Ut... Se les queda pequenho a Pedro JETA el trabajo profesional de gente que lleva décadas en el campo fotográfico. En fin...

Los mencionados, por supuesto que manipulan, pero es algo que va a coexistir ineludiblemente mientras la fotografía tenga un espacio limitado de reproduccion, sea lo fiel que sea, de la realidad.

Manipula quien hace un retrato, porque no ensenha los focos que iluminan y dan ese aspecto tan perfecto.
Manipula un fotógrafo de bodas cuando no ensenha al encargado de aguantar el velo de la novia para que parezca que el viento se ha puesto de acuerdo con ellos y presente una escena idealdelamuerte.
Manipula quien muestra un soldado portando armas o una menor prostituyéndose, pero no muestra la edad que tiene, o las marcas de su cara, que contarían más que la propia instantánea.
Manipula quien sabe que lo que hace en un reportaje fotográfico es lo correcto, aunque se tenga que jugar el pellejo y cometa irregularidades, mírese fotógrafos que intentan denunciar maltratos, acosos, asesinatos, mafia, negligencias industriales, penurias laborales... Y se saltan controles, papeles legales, guardias o recintos, pero sabiendo que lo que obtendrán será más valioso que la multa que le pueda caer.
Manipulado en definitiva está todo lo que entre en el límite de acción de un objetivo unido al captor o sensor de un soporte digital o analógico, porque su radio de acción es finito.

Pero otra cosa es, directamente, y por mis santos cojones, pues yo que se, dividir la palabra diputado y extraer puta, y con esa interpretación ilustrar la cara de algún/una político/a. Porque para mi eso no es ni fotografía de autor ni nada, eso es directamente tener mala ostia, hacer las cosas mal y "desinformar" como el culo.

En fin, hay mucha caspa por ahí suelta y mucho interés escondido y contrastar noticias es sano.

Como decía un anuncio de los 80: Busque, compare, y si encuentra algo mejor, cómprelo.

0 comentarios:

Publicar un comentario

  © Plantilla On The Road por Ourblogtemplates.com Fotografías y textos (excepto otros créditos) por © © Oscar Pinal 2014

Back to TOP